martes, 24 de noviembre de 2009

LAS ÁNIMAS Y EL CULTO DE MARÍA LIONZA (1ra parte)

El tema de las ánimas veneradas en Venezuela será abordado sobre la base de trabajos de antropólogos como Angelina Pollak-Eltz y Francisco Franco... He aquí una breve reseña de la autora y su obra:

ANGELINA POLLAK-ELTZ Venezolana nacida en Austria. Ph.D: Universidad de Viena, major en Antropología Cultural y minor en Antropología Fisica. Licenciada en Administración de Empresas y Psicología: Piedmont College, Demorest, Georgia, Estados Unidos. Certificado pa­ra la ensenanza dei idioma italiano: Universidad de Perugia, Italia. Traducción: Universidad de Ginebra, Suiza.

Profesora de Antropología en la Universidad Católica Andrés Bello, desde 1969. Directora del Centro de Estudios Comparativos de Religión de la U.C.A.B. Editora del Anuario MONTALBAN de la misma Universidad.

Ha publicado 16 libros y mas de 180 trabajos científicos en 17 países.



Para el estudio de la devoción a las ánimas es importante tener algunos conocimientos acerca del culto de María Lionza y del espiritismo en Venezuela.

El culto de María Lionza, que abarca hoy en día muchas practicas del espiritismo a la Allan Kardec, de la santería cubana y del esoterismo en general, es otra expresión de la religiosidad popular en Venezuela. Esencialmente es sincrético y utilitario (Pollak-Eltz, 1985).

Tiene sus raíces en la teogonía de África Occidental, en la mitología indígena americana, en el espiritismo europeo de Kardec y en el catolicismo popular. En su forma actual solo existe desde hace pocas décadas. Durante su formación absorbió creencias y practicas populares provenientes de todas las regiones de la república y del exterior. El curanderismo juega un ro importante en , su formación. El culto es esencialmente un ! fenómeno urbano, que tiene éxito, porque aparentemente ayuda a solucionar los problemas de los adeptos de manera satisfactoria.

Los fieles entran en contacto directo con los espíritus a través de los médiums en trance, que dan consejos y prescriben remedios. Estas fuerzas sobrenaturales tienen

diferentes orígenes: !/ Divinidades africanas ("Las Siete Potencias Africanas" son los espíritus mas importantes invocados en la santería cubana, tienen su origen en la teogonía de los yorubas en Nigeria); 27 Espíritus de la naturaleza de la mitología indígena ("dueños" de animales y selvas, "duendes" que protegen la naturaleza); 3/ Personajes importantes de la historia nacional (Bolívar, Gómez, Páez, Negro Primero); 4/ Los ca­ciques indígenas quienes lucharon contra los españoles en el tiempo de la conquista (Guaicaipuro); 5/ Lideres espiritistas difuntos (Lino Valles); 6/ Dr. Jose Gregorio Hernández; II Algunas "ánimas de formación reciente", que aparecen como espíritus (Jacinta Flores, Machera); 8/ Espíritus alegres, que entretienen los fieles.

El sincretismo entre el culto a ánimas y e culto espiritista se nota en caso de héroes nacionales, Dr. Jose Gregorio Hernández, ánimas de formación reciente y de curanderos/espiritistas. Los espiritistas dicen que los "malandros" tienen "mucha luz" a pesar de su "maldad" y quieren pagar por sus pecados, ayudando a los hombres vivos. Así hablan de la boca de los médiums. Los devotos de estas ánimas dicen lo mismo, pero rezan a ellas, piden favores y pagan para los milagros. Así el mismo pueblo hace oferta diferenciada entre los dos tipos de religiosidad, aunque la misma persona a veces se pone en contacto con el "muerto milagroso" de ambas maneras. Ésto es que los "santos verdaderos" no se manifiestan nunca en médiums. Así, el Dr. Jose Gregorio Hernández, desde que obtuvo el titulo "Venerable" ya no se manifiesta mas como "espíritu", sino manda los espíritus de otros médicos para ayudar a los clientes.

A. Simón Bolivar se le invoca en e! altar casero como si fuera un verdadero santo, pero. al mismo tiempo, el Libertador juega un rol importante en el culto de María Lionza, aunque se manifiesta solamente en ocAsíones muy especiales y en médiums muy experimentados. Envía sus mensajes a través del espíritu de Negro Primero.

En los centros cultistas los fieles se congregan para contactar a los espíritus para solucionar sus problemas y curar sus enfermedades, Fuman puros para invocar a los espíritus. Las ofrendas consisten en tabaco, aguardiente, flores, velas, comida, sangre de animales sacrificados y a veces en placas votivas y ex-votos ("milagritos").

El culto tiene muchas facetas, falta una codificación de las creencias y practicas. No hay una iniciación formal. Cada espiritista conduce los ritos como quiere. Así la incorporación de ánimas milagrosas es individual según el gusto del dirigente. Es imposible decir categóricamente, cuales son las ánimas de la devoción popular, que fueron incorporadas definitivamente en el culto de María Lionza y cuales son los ritos dedicados a ellos.

A menudo encontramos vestigios de ritos mágicos en las tumbas o capillas funerarias de las ánimas populares: puros, aguar-diente, perfumes, jabones mágicos, etc. Cierto es que muchos devotos de los muer-tos milagrosos frecuentan también centros cultistas en pos de ayuda espiritual y materia. Cuando una determinada anima no hace caso a las suplicas de un adepto, este acude a los espíritus que se manifiestan en médiums en centros espiritistas; cuando estos no quieren resolver el problema, e! devoto visita las imágenes de los santos católicos o hace una peregrinación a Margarita para visitar la Virgen del Valle. Quizás consulta también un santero (cubano) o un "parapsicologo".

La tolerancia religiosa es característica de (as actividades de los fieles, que siempre se consideran buenos católicos, aun cuando son miembros dedicados de un centro espiritista. Para ellos las diferentes categorías de seres sobrenaturales — santos. ánimas y espíritus — tienen el mismo valor en cuanto que solucionan el problema. La religiosidad es pragmática y dirigida a la vida mundana.

PETICIONES Y OFRENDAS

Por regla general, se acude a las ánimas siempre que se presenta un problema que no se puede solucionar con métodos usuales. Así el culto es esencialmente utilitario y pragmático.

Algunas ánimas "establecidas" se invocan en cualquier ocasión, otras tienen su especialidad. Cuando se trata de una enfermedad persistente y de larga duración, se acude al Dr. Jose Gregorio Hernández. Cuando un estudiante tiene problemas, acude a la tumba de María Francia; los choferes de camiones piden protección del Anima de Guasare; cuando se pierde un objeto de valor se reza a Gregorio Rivera.

En fin, las peticiones hechas a las ánimas son las mismas que se hacen a Dios, a los santos y a los espíritus de los cultos espirituales. Los problemas presentados a las ánimas son los usuales de un pueblo marginado, con pocos recursos, poca educación y precaria salud: enfermedades endémicas, lazos matrimoniales inestables, gran número de hijos, tensiones familiares, problemas con los jóvenes, problemas con los estudios, desempleo o subempleo, tensiones con vecinos, envidia, criminalidad. mala suerte en la lotería, mala cosecha. Mucha lluvia o mucha sequía, perdida de objetos de valor o de ganado. Se desea: suerte, éxito en la vida y en los negocios, un buen viaje, una muerte tranquila.

Las peticiones se hacen mentalmente o por escrito, en e mismo santuario, delante del altar en el hogar o en dialogo solitario. Las cartas a los "muertos milagrosos" se dejan en a tumba. Se hacen promesas. Si el anima concede el favor el adepto va a visitar e! santuario, trae ciertas cosas, sacrifica dinero, Asiste a la misa o varias misas, hace anuncios en los periódicos, coloca una placa conmemorativa, etc. Es importante el pagar la promesa; en caso contrario el anima puede vengarse.

En las capillas de los "santos" de reputación establecida predominan velones. velas, floras, ex-votos en forma de piernas, cabezas, brazos (según la enfermedad que supuestamente desapareció); fotografías de las personas curadas milagrosamente o de niños que nacieron con intervención del ani­ma; de carros o casas comprados con el dinero ganado en a lotería con la ayuda del anima; trajes de novia, prendas de valor de diferentes ciases: cuadernos y libros de los estudiantes; trofeos ganados en competencias deportivas, cartas para expresar las gracias.

En las tumbas de los "santos en formación" (tipo ratero) o de fecha reciente, se encuentran también cigarrillos o puros, bebidas alcohólicas. agua, comida y frutas.

Estos sacrificios comprueban que las ánimas están en alguna relación con el espiritismo. Las ofrendas de bebidas y de platos especiales dependen del gusto del anima por ciertas comidas, que tenia durante su vida. En los centros espiritistas, cuando se manifiesta el "espíritu" correspondiente, se ofrece las mismas bebidas y platos al médium en trance, que representa esta entidad.

Las ofrendas dependen también de lo que se pide: libros de los estudiantes. algún objeto asociado a vehículos de los choferes. A menudo se hacen recolectas entre los adeptos para la construcción de una capilla o para el mantenimiento del lugar sagrado. Los "guardianes" sue en recibir una propi-na también. A menudo se trata de parientes del ánima.

La madre de Machera cuida su tumba en e cementerio de Menda y recibe regalos en forma de dinero, comida y objetos. Los adeptos le piden prender veias durante una semana. Un pariente del Anima de Taguapire en Santa María vende refrescos, oraciones estampas y "souvenirs" a los devotos. Las hijas de Jacinta Flores mantienen un centre espiritista, donde invocan el espíritu de su madre para hablar con los adeptos en apuros.

Cuando un anima no cumple, los adeptos buscan otro protector. Este hecho explica también que el culto para un anima a menudo florece por un tiempo y luego desaparece repentinamente, Con respecto a la comercialización de la devoción a las ánimas hay que señalar que no es muy notable. Cierto es que algunos vendedores en los alrededores de las capillas ofrecen "souvenirs" tales como placas, estatuas, oraciones impresas, llaveros o pla­cas para el carro, pero a precios razonables.

Por cierto en Isnotú venden velones para José Gregorio Hernández que son "muy milagrosos'' y así cuestan e triple del precio usual. Hay también sahumerios y jabones, perfumes y aceites que llevan el nombre del medico milagroso. Estos objetos suelen venderse también en las perfumerías, o sea las tiendas especializadas en toda ciase de mercancía relacionada a cultos espirituales y e espiritismo. Suizas solo en el caso del Dr. Hernández se puede hablar de una comercialización, sin embargo, los mismos adeptos desean obtener algún objeto tan­gible que, en su creencia, contiene algo de la fuerza espiritual del '' santo''. Los creyentes piensan que la placa con la imagen del Dr. Jose Gregorio Hernández protege el ca­rro o la estatua del medico en el altar domestico asegura salud y bienestar.

FUENTE:

Las Animas Miligrosas En Venezuela / Angelina Pollak-Eltz
Fundacion Bigott 1989

1 comentario:

19175203 dijo...

esta muy bello este articulo marialioncero que mi reina le siga dando muchas ideas para que sigan haciendo cosas muy bella dios lo bendiga hermano eloy y al hermano marco atte LA HERMANA MORA