sábado, 28 de noviembre de 2009

LAS ÁNIMAS Y EL CULTO DE MARÍA LIONZA (3da parte)



ALGUNAS ÁNIMAS
En toda la república existen muchos santuarios dedicados al culto a las ÁNIMAS milagrosas de fama local. Se trata tanto de "santos en formación", como de "santos establecidos". En casi todos los cementerios de ciudades de cierta importancia hay por lo menos una tumba, donde acuden no solamente los familiares del muerto, sino también otras personas en pos de ayuda espiritual. A veces fueron construidas capillas. En la orilla de las carreteras principales de repente se ve una capilla dedicada a culto de un ánima, que solo tiene devotos de los pueblos vecinos.
Sigue una lista de algunos lugares sagrados, pero no tiene pretensión de ser completa:
Anima del Morichal, Raima Rala, Paso de Galbi, en los alrededores de Calabozo, Estado Guárico; Anima de la Cruz de la Legua. Cocorote, Estado Yaracuy; Anima de Guardajumo, El Calvario, Estado Guárico; El Pelon, Laguna de El Toro, Estado Guárico; Martin Tinajero, Estado Barinas; Anima de la Cliba de San Fernando, Estado Sucre; Ánima de El Conde, Caracas; Anima de la Cruz de La Paloma, Estado Monagas; Ánima de la Cruz de Pena de Mota, Estado Guárico; Tarari, Estado Falcón; La Cruz de Tocoragua, Estado Guárico; Doña Bárbara, cerca de Elorza, Estado Apure; Anima de los Tres Muertos, Estado Monagas; Anima de Caigo o No Caigo, Territorio Federal Amazonas; Costiilita, Estado Anzoátegui.
Se nota que e! culto a las ÁNIMAS está repartido sobre todo en !os estados llaneros, en particular en el Estado Guárico.

ÁNIMAS VENERADAS EN EL ESTADO BOLIVAR
En Santa Rosa, camino de La Paragua, tienen una capilla dedicada al "Profeta". Este fue un predicador al que llamaron Enoch, que paso hace cerca de setenta años por los pueblos de Guayana, anunciando males. En Tumeremo lo denominaron "El Profeta de Táriba". Un dibujante de Upata lo retrato con lápiz. Lo que la gente respeta es la reproducción de estos dibujos. Su final, viviendo palúdico a orillas del Orinoco, cerca de Guayana, lo relata Horacio Cabrera Sifontes en un libro.
Un ánima de renombre es la Agustin Parasco, en el camino entre Upata y Altagracia. La foto Rómulo Gallegos en su no-vela "Canaima". Es una capilla que dispensa paz a quienes no saben a quién recurrir o con cuales palabras se reza.
El Anima del Chaparro o del Purguo se encuentra en la salida de El Manteco. Un chaparro, un lirio y una guayaba dan sombra a una casita blanca. Una placa recuerda que el difunto se llamo López Chirinos. En el altar se encontraban velas, un busto del indio Guaicaipuro, una petición pidiendo la beatificacion de José Gregorio Hernández, oraiones a la Mano Poderosa y otra a la Santísirna Trinidad. Luego muchos cuadernos y lápices de los estudiantes. En la pa¬red: un haz de frijoles, quizas dando gracias por una buena cosecha.
La historia de Lopez Chirinos es ésta: Regresaba de su mina acompañado por su perro. Llegaba del monte por caminos nuevos. Al llegar a la sombra del chaparro descansó. Tenía fiebre y no podia seguir más. Estuvo enfermo durante varios días, sin ayuda y por fin se murió. El perro estuvo defendiendo su cadáver de los zamuros hasta que llegó la gente. En aquellos dias apareció por El Manteco un joven de Upata, buscando trabajo. Era albañil. Una persona piadosa recogió dinero para encargar al albañil de hacer la tumba para el desconocido que había muerto en el lugar. El joven aceptó construírsela. La sorpresa acompañó su trabajo, cuando al mover los restos humanos, encontró las riquezas que el muerto había traído de las minas de oro. Y en su suerte no olvidó poner algo de su parte para agradecer el obsequio. Así se construyó el mausoleo, donde los devotos siguen con su culto para el ánima de López Chirinos.
En Tumeremo rinden culto a San Mino, el patrón de las minas de oro, un ánima que no tiene capilla, pero cuya imagen está en manos de una señora.

ANIMA DEL SAMAN LLORON
Era un soldado del ejército del General Páez. Murió debajo de un gran samán, donde fue enterrado. Durante muchas décadas los fieles prendieron velas en el lugar, pidiendo ayuda al ánima. Hoy día el tronco del samán aun se encuentra en la salida de San Fernando de Apure hacia los llanos, pe¬ro ya no existe mas la devoción. Los viejos adeptos se murieron y los jovenes ya tienen otras ánimas que imploran para recibir ayuda. Este es un ejemplo de la desaparición de un culto.

JUAN DE DIOS MATA SILVA
Su capilla se encuentra en la orilla de la carretera entre El Samán y Mantecal en el Estado Apure. Mata Silva era un andino que, en el tiempo del General Gómez, du¬rante una rebelión, se refugió en los llanos, llevando consigo un tesoro que perteneció al ex-gobernador de Mérida. El peón de una hacienda le acompañó, pero enterándose que Mata Silva escondía mucho dinero en su bolsa, le mató y se llevo el tesoro. Un hacendado encontró el cadáver del andino y le enterró en el sitio. Pronto se desarrolló el culto. Los devotos construyeron una capilla, que se quemó por causa de las mu¬chas velas encendidas. La capilla actual ya es la tercera construcción y esta medio quemada también. Los viajeros se paran para pedir un buen viaje. Los que pierden ganado pagan con velas y ex-votos cuando encuentran sus vacas otra vez, los estudian¬tes ofrecen libros y cuadernos después de pasar los exámenes con éxito. En la capilla hay coronas de flores artificiales y frescas, y encontramos también algunas tortas y frutas. En un rincón, detrás de la puerta, observamos un velón prendido y restos de tabaco. El guardián de la capilla afirmó que estos eran restos de ofrendas de espiritistas que vinieron de San Fernando de Apure para invocar e espíritu de Mata Silva. Entre las ofrendas hallamos también pelo de caballo, quizás de un animal perdido que reapareció. Mata Silva es un animal de fama local. Sus devotos vienen en su mayoría del Estado Apure.

ORASMA
José Antonio Orasma solo murió hace algunos años. Tenía 50 años de edad. Era hacendado en los llanos del Apure. Se metió en un pleito y fue acusado del asesinato de un ganadero muy rico y poderoso, pero detestado por el pueblo. Dice la leyenda que los indios apureños festejaron la muerte de este hombre, porque era malo. José Antonio Orasma pasó algún tiempo en la cárcel y debido al pleito perdió su hato. Para vengarse de la supuesta injusticia, al salir de la cárcel se convirtió en ladrón de ganado y contrabandista. Se escondía en el monte y sólo se encontraba con sus amigos durante la noche en lugares apartados. Dicen que ayudó a los pobres con el dinero que robaba. Quizás era el jefe de un grupo de guerrilleros que secuestraron algunos ricos ganaderos en el ano I960. El pueblo le consideró "humanitario". Por fin sus enemigos le mataron. Su cadáver fue encontrado so¬lo algún tiempo después del asesinato. El hijo de un ganadero poderoso fue preso y acusado del crimen, pero no se pudo averiguar nada. Por venganza, los amigos de Orasma destruyeron uno de los hatos de la familia del ganadero acusado del asesinato. La historia de Orasma es un buen ejemplo de las luchas que todavía hay entre las poderosas familias apureñas.
La devoción de su ánima empezó casi inmediatamente después de su muerte. Los campesinos visitan su tumba en Achaguas. Dicen que basta prender una vela en la esquina de un cuarto y José Antonio ayudará al necesitado.

SANTIAGO MELGAR CONTRERAS
En 1954 Contreras fue ultimado por la policía en Caracas, porque se rebeló con¬tra el régimen del General Pérez Jiménez. Era llanero de origen colombiano, que or¬ganizó la guerrilla en los Llanos del Apure. Cuenta el pueblo que era feroz, pero "humanitario", robaba a los ricos para dar a los pobres y así los peones ayudaron a los guerrilleros. Por cierto era un hombre sin cultura, ladrón de ganado y contrabandista. Su tumba se encuentra en el cementerio de San Fernando de Apure. No tiene familia en esta ciudad, pero un señor se ocupa de la limpieza del lugar por promesa.
Mucha gente acude a diario al cementerio para rezar y para pagar promesas: los estudiantes traen sus libros cuando pasan los exámenes; los que encuentran sus reses perdidas por intervención del ánima sacrifican figuritas de vacas en plata, oro o cobre.
Otros traen flores y prenden velones, cuan¬do se soluciona un problema privado. Un señor adinerado mandó a construir una capilla encima de la tumba, que se puede cerrar para proteger los ex-votos y regalos de valor, para pagar una promesa. Un día un ladrón se llevo el contenido de la caja, pe¬ro pronto murió de una terrible enfermedad.
La devoción empezó pronto después de la muerte de Contreras. Últimamente los espiritistas acuden a la tumba también para invocar el espíritu del "santo popular", fumando tabaco. Se manifiesta en los médiums y da consejos.

"MONTENEGRO" JOSÉ CRISEL SOMOZA
Este "santo popular" fue ultimado por la policía en los llanos de Guárico en 1970, después de un tiroteo con un grupo de gue¬rrilleros encabezado por él. Su "nombre de guerra" era Capitán Montenegro. Era oriundo de Upata (Estado Bolívar), odontólogo de profesión estaba casado y tenía varios hijos. En los años 60 trabajó para la policía secreta y ayudo al ejército a triunfar sobre un grupo de guerrilleros en la zona limítrofe entre Miranda y Guárico. Pero por una razón personal se retire del ejercito y se convirtió en guerrillero en los llanos de Guárico, donde "robó a los ricos para dar a los pobres''. Por fin la Guardia Nacional acabo con el en Médano Alto cerca de Cazorla en el sur del estado. Su cuerpo fue llevado a Calabozo y enterrado por su novia. La tum¬ba era muy sencilla. Pero pronto se desarrolló un culto para este "héroe popular" y algunos adeptos construyeron una capilla, que se quemó.
La novia de Montenegro vive cerca de Calabozo y es maestra de escuela. Cuenta que era hombre muy bondadoso. Cuando vivía en el monte como guerrillero tenía otra novia que fue muerta por la policía también. Su hermana es profesional y vive en Cara¬cas. Los parientes en Upata pertenecen a una familia muy honrada. Quieren llevarse el ataúd para su tierra, pero los devotos en Calabozo se oponen, porque así se acabaría el culto.
Se invoca a Montenegro para sacar presos de la cárcel, para solucionar problemas en la familia y para encontrar trabajo. Montenegro es un ejemplo típico de un "santo popular" de formación reciente: un héroe popular, representante del anhelo de los marginados, luchando para la libertad.




EL ANIMA DE PICA PICA
En la carretera de !os llanos que conduce de Las Chaguaramas a Valle de la Pascua (Estado Guárico) se encuentra una capilla de construcción reciente en el lugar don-de hace mas de cien años fue sepultado un hombre desconocido. Según la leyenda su cadáver fue encontrado bajo un árbol de pica pica (Mucana pruriens L., Ilamado también Ojo de Zamuro, Chiporro o Chipororo). El pueblo dió el nombré José Zambrano a este muerto sin nombre, para poder pedir misas en su favor y para el descanso de su alma.
Poco después de su muerte los campesinos de la región empezaron a visitar la tumba. Rezaban y pedían favores y corrían la voz que se habían producido milagros. La reputación de este muerto milagroso creció a través de las décadas y ahora el Ánima de Picapica es conocida en todo el occidente de Venezuela, en los llanos de Guárico y Anzoátegui. La tumba es de mármol, pero no hay indicación de la fecha de la muerte. Según la guardiana de !a capilla, ya en tiempos del abuelo de su madre habían muchos devotos del ánima, lo que quiere decir que el culto se remonta al siglo pasado.
Hay velones y flores en la capilla y durante todo el día entran y salen los fieles, rezan y depositan regalos. En un cuarto cerrado se encuentran muchos "milagritos" de oro y plata, en otro cuarto hay los regalos usuales: muletas, cuadernos, trajes de novia, fotografías de niños, casas y carros, se trata de los testimonios de milagros ocurridos. José Zambrano es invocado para cualquier favor. Se recoge dinero para decir misas en la iglesia parroquial por el descanso del alma de Zambrano, pero el culto al ánima no es aceptado por el párroco.
La capilla fue construida por una señora para pagar una promesa. Las capillas anteriores se quemaron debido a los velones que arden en su interior. La señora que a diario limpia la capilla y vende velas y refrescos hace este trabajo para pagar una promesa, porque ahora es la feliz dueña de un negocio en el pueblo.
A veces llegan también espiritistas que invocan al espíritu del muerto milagroso para que se manifieste en un médium en trance y para dar consejos a los fieles. Llaman al alma por medio de puros y así se encuentran restos de tabaco en el interior de !a capilla. Sin embargo, la mayoría de los adeptos son católicos que rezan al alma y dejan placas conmemorativas para recordar los milagros. Regalan dinero para mantener el santuario. Los fieles vienen de todas partes de la república. El culto para el Ánima de Pica-pica parece ser uno de los rnás antiguos de Venezuela.
Falta añadir que la semilla del árbol Picapica (Ojo de Zamuro) tiene mucha importancia en la medicina popular, es vermífugo, cura la diarrea, las paperas y el asma; se aplica para atenuar los efectos de las mordeduras de culebras. La gente cree que llevar las semillas en el bolsillo protege contra almorranas.
Oración a José Zambrano: Ánima de la Picapica. Óyeme, Anima de la Pica-pica. Ayúdame Ánima de la Picapica. No me olvides en esta necesidad. Yo elevaré esta invocación hasta el Reino del Señor, donde te encuentras: agradeciendo tu bondad oraré en acción de gracias esta invocación durante siete días y ofrezco propagar tu devoción publicando en periódico esta invocación. S.A.




EL ÁNIMA DE TAGUAPIRE
El santuario se encuentra en Santa María de Ipire (Estado Guárico). Era Pancha Duarte, una humilde sirvienta en una hacien¬da vecina. Estaba casada con un comerciante. En 1902 murió repentinamente debajo de un taguapire (arbol) en el camino de la finca hacia el pueblo. Como su familia era muy pobre, no podían pagar para el traslado de su cadáver a cementerio y así fue enterrada en el sitio de su muerte. Poco a poco los vecinos empezaron a visitar la tumba y a rezar al "anima" y esta les concedió favores. Corrió la voz, llegaron mas y más adeptos y hoy en día su santuario es uno de los mas populares en todo e territorio nacional. La capilla en la orilla de la carrete-ra principal que conduce al Estado Bolívar, es visitada por adeptos que llegan de todas partes de la república. Los peregrines viajan en autobuses y pasan un día o unas horas en Santa María de Ipire, donde hay hospedajes y restaurantes. Al lado de la capilla venden velas, recuerdos y oraciones.
La tumba en el interior de la amplia capilla esta revestida de marfil. Hay velas y flores en el altar. Algunos fieles sacrifican ron, frutas frescas y agua, que colocan en la mesa.
Los fieles acuden al Anima de Taguapire en pos de la solución de cualquier problema. Entre los numerosos ex-votos hay cuadernos de los estudiantes, quienes pasaron sus exámenes con la ayuda de Pancha Duarte, trajes de novia, fotografías de personas curadas milagrosamente y muchas placas votivas: "Gracias por el milagro", "Gracias por el favor concedido" con nombre y apellido del devoto.
Un pariente lejano de Pancha Duarte se ocupa del santuario, limpia la capilla y recibe los peregrinos. Los fieles pagan a esta persona para prender velas.
Hay oraciones estereotipadas:
Oración: Tu que moristes al pie de un taguapire y cumplistes muchos milagros, yo te pido y te imploro que me resuelvas y así estar mi alma en paz espiritual y mutuamente yo espero tu gracia y tu iluminación para seguir en este mundo de tortura. Concedéme la gracia (Se reza un Padre Nuestro y un Salve a Pancha Duarte, se prende una vela. Hay que tener fe y no desesperarse). La siguiente oración fue encontrada en una hoja de papel en la tumba:
"Francisca Vieja, Ánima de Taguapire, ánima pura y milagrosa, te dedico mi canción inspiración!, de este joven corazón. Quiero pedirte hoy ni lotería, ni menos una mujer, en mis momentos te ruego por el venir. Te prendo vela mi vieja, para darte claridad y que e Diosito Padre se fije en ti y te de tranquilidad. Y que seas mas mujer hay mas mujer!, amiga y generosa que a todos gozas de confianza y plena fe. Y te vuelvo a suplicar Francisca Duarte que me des buena garganta clarita como los gallos!, que alegran la madruga. Tú que ayudas al estudiante, al enfermo, por que no a los cantantes, y hoy te tengo en mi canción, Francisca vieja!, eres tu mi inspiración, para cantar a la vida, para cantar al amor y, te vuelvo a suplicar, Francisca Duarte, que me des buena garganta, ¡clarita como los gallos!, que alegran las madruga. Con el mayor gusto, lo más sincero y humilde de mi noble ser, en mi edad prolifera, rindo culto devocionario a tu nombre, Francisca Duarte, Ánima de Taguapire, por brindarme la dicha de poseer el don de plasmar en el pentagrama el suelo de esta, tu canción, brotada de mi ser, la luz de una dicha fiel." (Pedro Noel Álvarez, Ciudad Bolívar, 18.12.1980)

ANIMA DE VICTOR GENARO
El santuario de esta ánima se encuentra a poca distancia de Santa María de Ipire, en el camino hacia El Tigre. La capilla es de reciente construcción. Víctor Genaro era el nieto de Francisca Duarte. Era un peón en un hato vecino y gran devoto del ánima de su abuela. Según la leyenda oficial murió de lepra en Ios años 60.
La capilla fue terminada recienternente y es frecuentada por peregrinos que rinden homenaje a Pancha Duarte en Santa María. En el interior del santuario hay un pequeño altar con velas y flores. Unas pocas placas conmemorativas adornan las paredes. Se trata de un "santo en desarrollo".

ROSENDO MENDOZA
El santuario de este anima se encuentra a poca distancia del pueblo de San Rafael (Estado Anzoátegui) y todavía está en construcción. Las paredes alrededor de la tumba están revestidas de azulejos. Muchas placas votivas recuerdan rnilagros y favores recibidos. Un taguapire se encuentra al lado de la capilla.
Rosendo Mendoza, otra anima de Taguapire, murió en 1926. Cuenta la leyenda que era un campesino analfabeta que tenía profundos conocimientos de hierbas curativas. Corno curandero tenía fama mas allá de su pueblo. Era buen cristiano también que siempre fue a la misa en San Rafael. Murió en el camino hacia el pueblo, cuando quería visitar al cura. Luego fue enterrado debajo del taguapire. Los devotos acuden a la capilla cuando están enfermos y dicen que Mendoza les ayuda cuando Ios médicos ya no pueden ayudar mas.
En la capilla encontré restos de tabaco y perfumes y luego mis informantes me contaron que Ios adeptos se reúnen a veces para invocar el espíritu de Mendoza para llevar a cabo curaciones mágicas. Así su ánima juega un rol en sesiones espiritistas también. Se trata de una devoción de fecha relativamente reciente y en desarrollo.

ÑO LUIS
En la orilla de la carretera principal hacia Macanao cerca de Boca del Rio en la Isla de Margarita (Nueva Esparta) se encuentra una capilla dedicada al culto de Ño Luis.
Se trata de un ánima de una persona desconocida. Un día Ios pescadores encontraron el cadáver podrido de un hombre en la playa y le dieron sepultura. El culto se desarrolla a partir del año 1986. Ño Luis se convirtió en el protector de ios pescadores, ayuda a Ios marineros para que tengan suerte en la pesca y en sus viajes. En la capilla hay coronas de flores artificiales, en las cintas indican el nombre de las lanchas. Arden velas en e! altar.

FLORES BRITO
En una colina del pueblo de San Pedro en la Isla de Coche (Nueva Esparta) se encuentra una capiila que contiene una cruz. El dueño de esta cruz era Flores Brito, quien murió hace 40 años. Era curandero de gran fama en la isla. Según la leyenda, la cruz le dio grandes poderes, porque era una cruz milagrosa. Después de su muerte, Ios adeptos invocaron su ánima para curar enfermedades. En ocasión de la fiesta de la cruz de mayo celebran una fiesta en la capilla en honor de Flores Brito. No es solamente ei protector de Ios enfermos sino también de los deportistas. Antes de competir, Ios deportistas rezan a él y luego colocan Ios trofeos en la capilla, dando gracias al ánima para su victoria.

ANIMA DEL PADRE MAGNE
Durante las guerras civiles de la segunda mitad del siglo pasado hubo una batalla cerca de Cumaná (Estado Sucre) entre el ejército y un grupo de rebeldes del partido liberal, fueron encabezados por el Padre José Magne. Cuando perdieron la lucha, Magne fue fusilado por los soldados y sepultado en el sitio de la batalla. Eso ocurrió en el año 1862. Cuenta la leyenda que el sacerdote tomó la muerte con resignación y serenidad. Sus últimas palabras fueron: "mi sangre hará brotar luchadores federales por todas partes", y, efectivamente, muchos hombres se juntaron a los liberales. Por fin, en 1863, este partido triunfó.
Con el tiempo el nombre del Padre Magne llego a ser un símbolo para el pueblo. Pronto su tumba se convirtió en santuario para la gente humilde. Se construyó una capilla, que siempre estaba llena de velas y flores.
Los campesinos de la región, antes de salir al mercado de la ciudad, pedían éxito en sus empresas, prendiendo una vela para el Padre Magne. Cuando moría un niño sin bautizo en los caseríos vecinos, entierran el cadáver cerca de la tumba del Padre Magne, creyendo que bastaba para borrar de su alma el pecado original. Se trata de una devoción de extensión local.

EL DESERTOR DE GUIGUE
Su nombre era Juan Salazar. Durante la época de Gómez desertó del ejército y por seis meses sobrevivió en el monte, porque una buena señora le pasaba la comida. Ahora tiene una pequeña capilla en el cementerio de Guigue, donde los devotos encienden velas y piden favores. Las paredes son decoradas con placas votivas.

EL ANIMA DE MORILLO
En la entrada a Puerto Cabello entre El Palito y el aeropuerto se encuentra una capilla, donde Juan Bautista Morillo fué sepultado en 920. Era un carnpesino humilde que solía llevar verdura de un caserío a la ciudad en una carreta de burro. Murió en un choque con un automóvil. Los devotos dicen que Morillo les ayuda a ganar en juegos de azar, pero es necesario repartir las ganancias con él, caja sin necesidad, los ladrones son castigados severamente por el ánima. Morillo tarnpoco ayuda a especuladores. Los devotos llegan a la capilla, encienden velas y dicen: "Vamos a jugar, Morillo, si ganamos te traeremos tu parte".

JACINTA FLORES
En el cementerio de Maracay se encuentra una capilla revestida de placas conmemorativas. Se trata de la tumba de Jacinta Flores, quien murió en 960. Era espiritista y curandera y tenía mucha fama en Maracay y sus alrededores. Nació en Camaguán (Guárico) y nunca aprendió a leer y escribir. Luego llegó a Maracay y tenía nueve hijos, pero sólo dos vivieron. Sabía preparar remedios caseros, guarapos e infusiones. Dios le escogió para hacer milagros. Así ya en vida tenía fama.
El primer milagro después de su muerte ocurrió en 1962. Un niño fue traído a un centro curativo espiritual, donde el espíritu de Jacinta se manifestó en un médium, indicando los remedios para salvar la vida del bebé. Los devotos dicen que su espíritu se revela en sueños para dar consejos. Así ayudó a un señor. Quien tuvo que operarse y le aseguro que todo iba bien. Ayuda a los estudiantes en sus exámenes y soluciona problemas.
Las hijas de Jacinta Flores perpetúan el culto. Se convirtieron en espiritistas después de !a muerte de su madre, porque ella les apareció pidiendo que sirvieran de médium. Sienten la presencia del espíritu de la madre en su cuerpo. Así pueden transmitir los mensajes del ánima a los clientes que llegan a su casa en pos de ayuda. En la misma tumba está indicada la dirección de las hijas, que tienen su horario de trabajo.
Así la devoción a esta anima esta íntimamente ligada al espiritismo. En un centro curativo en Maracay el espíritu de Jacinta Flores es invocada también para sanar a los enfermos.
FUENTE: Las Animas Miligrosas En Venezuela / Angelina Pollak-Eltz
Fundacion Bigott 1989